Cuidados Paliativos Pediátricos

¿Qué son los Cuidados Paliativos?

Son una rama de la Medicina que se encarga del cuidado total y activo de los pacientes cuya enfermedad no responde a un tratamiento curativo. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), los cuidados paliativitos responden a la definición de: «Enfoque que mejora la calidad de vida de pacientes y familias que se enfrentan a los problemas asociados con enfermedades amenazantes para la vida, a través de la prevención y alivio del sufrimiento por medio de la identificación temprana e impecable evaluación y tratamiento del dolor y otros problemas, físicos, psicológicos y espirituales».

Los cuidados paliativos son interdisciplinares en su enfoque y abarcan al paciente, la familia y la comunidad en su ámbito de aplicación. De cierta manera, recuperan el concepto más básico de la atención: la de responder a las necesidades del paciente allí donde sea cuidado, bien sea en casa o en el hospital. Afirman la vida y consideran el morir como un proceso natural, no prolongan ni aceleran la muerte, ofrecen un sistema de apoyo para ayudar a los pacientes a vivir tan activamente como sea posible hasta su muerte, y a sus familiares para que puedan afrontar la enfermedad, la pérdida y el duelo.

¿Por qué son importantes?

  • Alivian el dolor físico del paciente.
  • Disminuyen el sufrimiento.
  • Proporcionan atención domiciliaria (24 horas.)
  • Resguardan la dignidad del paciente.
  • Educan a la familia en cuanto al uso de implementos médicos y los cuidados en casa.
  • Brindan acompañamiento y apoyo psicológico.
  • Ofrecen asistencia social.
  • Fortalecen los lazos de comunicación paciente – cuidador.
  • Permiten la coordinación entre el equipo cuidador, la familia y el paciente.
  • Cubren necesidades espirituales.
  • Acompañan en el duelo.

Recuerda que, así como nos ayudaron a nacer, también necesitamos ser ayudados en el momento en el que nos despedimos de la vida.

Sus objetivos Principales

Los principales objetivos de los cuidados paliativos pueden resumirse en los siguientes:

  1. Manejar los síntomas que ponen en una situación de sufrimiento al paciente y/o a sus familiares.
  2. Establecer metas de tratamiento de acuerdo con las preferencias del paciente para con su vida.
  3. Mantener la comunicación entre el paciente, su familia o cuidadores y todo el equipo médico involucrado en el tratamiento de su enfermedad.
  4. Proporcionar apoyo psicosocial y espiritual al paciente y a sus familiares.

 

¿A quién va dirigido?

Este tipo de medicina se aplica a pacientes que presentan enfermedades que no tienen tratamiento curativo alguno, enfermedades terminales o enfermedades graves con tratamientos que prolongan la vida. Los cuidados paliativos pediátricos son aquellos enfocados a un niño con una enfermedad con pronóstico terminal o crónica.

Qué ofrecen

  • Atención sanitaria para el tratamiento de la sintomatología física que aparece en la fase terminal de la enfermedad.
  • Educación sanitaria a los educadores para facilitar la permanencia del enfermo en su domicilio.
  • Atención psicológica para el tratamiento de las reacciones emocionales desadaptativas que puedan aparecer.
  • Atención social y asesoramiento sobre los recursos sociales existentes.

 

Cómo se desarrolla la atención en el domicilio

El equipo de cuidados paliativos, junto con el médico de cabecera, realizarán una valoración integral de la situación en la primera visita al domicilio, de esta forma se identificarán las necesidades físicas, psicológicas, sociales y espirituales del paciente, para así establecer las primeras pautas que deben seguir el paciente y la familia.

En las visitas posteriores, se reevalúa la situación y se reestructura el tratamiento según la evolución de las necesidades del paciente, del mismo modo la frecuencia de las visitas se establecerá según las necesidades identificadas y la evolución de la enfermedad, aunque generalmente no suelen ser inferiores a una visita a la semana, aumentando su frecuencia en la situación de agonía u otras situaciones complejas.

Es importante solicitar este tipo de atención, por ello habla con tu médico, él deberá brindarte toda la información necesaria como por ejemplo: si este servicio está disponible en la zona en la que vives o cuál es la más cercana a tu provincia y dónde debes solicitarlo.